18 octubre 2015

(contra el miedo al futuro)

Andrew Wyeth
Tranquila. Respira. El triunfo es 90% trabajo duro, 10% de fortuna. Pero también es cierto que, como Tara, eres hija de granjero: puedes plantar la cosecha y hacer todo el trabajo, pero el clima es el que tendrá la última palabra. Puede que una tormenta perfecta arruine tu siega, pero no temas. Tranquila. Respira. Hay personas que convierten en oro aquello que tocan, mas no debes envidiarlas. Agradece la opción de ser quien modele el barro virgen; quien aprenda de la espalda inclinada, el sudor en la frente, el sacrificio. Agradece no ser uno de ellos, no dar la abundancia por sentada, tener que tentarla a diario. Llegará el día en que el maná rezume de tus labios, y entonces sabrás que la felicidad no es parcial ni caprichosa. Aquello que des, te será dado. Tiempo, empeño, abnegación. La felicidad no es sino el cesto de lo bello que sembraste.

5 comentarios :

  1. Te leo y lloro. Lloro porque es lo necesito y tus palabras dan algo de sentido a lo que tengo dentro de mí, a la lucha que ahí ocurre.

    Sigue escribiendo, sigue siendo arte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias, Mont. No desistas. Estoy segura de que todo esfuerzo tiene recompensa, aunque sea tardía.
      Un abrazo gigante <3

      Eliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Precioso, para enmarcar y leer cuando los bajones llegan.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias, Isi, por seguir leyéndome y animándome <3 Un beso.

      Eliminar